Dolores en el embarazo: ¿cómo curarlas?

El milagro del embarazo trae consigo una gama de diferentes experiencias, algunas maravillosas y otras no.Teniendo en cuenta los cambios que tu cuerpo atraviesa, no es de sorprender que tengas algunos dolores en el embarazo. Llevar un peso adicional de cerca de 12 kilos pondrá un poco de tensión en tu cuerpo y en tus órganos.

Aunque algunas molestias hacen parte del estar embarazada, comprender qué las causa y cómo aliviarlas puede hacer una gran diferencia. Es importante saber aliviar tu malestar para mantener tu bienestar, comodidad y felicidad.

Algunos dolores y molestias serán de corta duración y otros serán más largos o dolorosos. Algunas se hincharán en los primeros meses del embarazo, mientras que otras lo harán cerca del momento del nacimiento.

El embarazo de cada mujer es único, por lo que es posible que no experimentes todos los dolores, molestias y síntomas de embarazo que no requieran las terapias descritas en esta sección.

Lista de dolores en el embarazo

Acupuntura

Esta terapia oriental es una forma segura y no invasiva de aliviar el dolor y el malestar durante tu embarazo. El malestar matutino, dolor en las articulaciones y la depresión leve son sólo algunos de los síntomas que la acupuntura puede ayudar a aliviar. Descubre otras maneras en que la acupuntura durante el embarazo puede ayudarte durante los próximos nueve meses.

Dolor de espalda

El dolor de espalda en el embarazo afecta a casi todas las mujeres embarazadas. El embarazo aumenta el riesgo de dolor lumbar porque tu centro de gravedad se mueve y cambia tu forma de caminar y de mantenerte erguida. Aprende cómo puedes manejar la tensión y el dolor en tu espalda durante embarazo.

Hinchazón

La hinchazón puede afectar hasta tu capacidad para ponerte los pantalones. Es posible que experimentes gases e hinchazón en el embarazo temprano debido a los niveles de progesterona que tu cuerpo está produciendo. Descubre cómo minimizar estos incómodos síntomas.

Estreñimiento

Casi todas las mujeres embarazadas experimentan estreñimiento en su embarazo. Comprender por qué se produce el estreñimiento y cómo aliviarlo podría hacer una gran diferencia. Sigue leyendo para descubrir cómo algunos cambios sencillos en tu estilo de vida pueden ayudar a hacer que las cosas mejoren.

Espasmos

Los espasmos musculares varían enormemente de mujer a mujer y de mes a mes durante el embarazo. Mientras que los espasmos musculares leves suelen ser inofensivos, los espasmos en las piernas pueden ser señal de alguna complicación. Aprende qué hacer si tienes espasmos durante tu embarazo.

Recuerda que si estás teniendo cólicos uterinos, es necesario que consultes a tu profesional de la salud.

Hemorroides

No son una parte glamorosa del embarazo y pueden causar cierta alarma cuando se sienten o se experimentan por primera vez. Descubre por qué ocurren las hemorroides durante el embarazo y aprende a prevenir y aliviar los síntomas de forma segura.

Dolores de cabeza

Los dolores de cabeza en el embarazo pueden ocurrir por diferentes razones: Las hormonas del embarazo, la falta de sueño, incluso la cafeína o los síntomas de abstinencia de alcohol podrían ser culpables. Aprende más acerca de por qué podrías estar teniendo dolores de cabeza y la mejor forma de aliviarlos. Un dolor de cabeza muy severo podría ser una señal de alguna complicación, así que en caso de que estés preocupada, consulta con tu médico.

Acidez

La acidez durante el embarazo es muy común. A pesar de ser un síntoma inofensivo, puede causar mucha molestia. Descubre por qué la acidez es más común en mujeres embarazadas y cómo aliviarla con seguridad.

Sangrado de implantación

Antes de que tu embarazo se confirme, podrías ver un ligero sangrado vaginal en el embarazo. Esto puede deberse a que el embrión ha alterado el revestimiento del útero. Esto se llama sangrado de implantación y es perfectamente normal. Puede ser una experiencia confusa, así que antes de empezar a preocuparse,

Dolor en la cintura pélvica

A medida que tu útero se expande, tu pelvis tiene que hacer espacio. Esto puede causar incomodidad e incluso dolor en algunas mujeres. Averigua qué está causando el dolor y las mejores maneras de aliviarlo.

Profundiza la información ingresando a cada uno de esos malestares y conoce cómo combatirlos. Queremos que esta sea una experiencia hermosa para ti y tu bebé.

Te puede interesar

26 semanas de embarazo: Los pulmones del bebé

Los pulmones del futuro bebé comienzan a secretar surfactante que es una sustancia esencial para que los pulmones puedan expandirse.

A partir de las 26 semanas de embarazo los pulmones del futuro bebé comienzan a secretar surfactante que es una sustancia esencial para que los pulmones puedan expandirse.

Las ecografías pueden determinar el grado de desarrollo fetal, como así también pueden dar a conocer el sexo del bebé . Sin embargo, algunas veces, su posición dentro del útero no permite visualizar sus órganos genitales. Si es tu caso, no desesperes; tendrás que esperar unos días más para saber si comprar ropita rosa o celeste. Asimismo, este es un buen momento para ir pidiendo consejos a tus amigas y familiares sobre la elección del pediatra.

Tu cuerpo en las 26 semanas de embarazo

Algunas mujeres notan una descarga de color amarillo, pegajosa, que sale por el pezón. Se llama calostro, y es la primera leche que se prepara para salir de tus senos. Hay mujeres a las que no les sale calostro hasta el momento del parto.

El calostro es una "pre leche", muy rica en anticuerpos, que ayudará a tu bebé a mantenerse libre de enfermedades. Ésta será su primera comida y, puedes estar segura, no hay ninguna de mejor calidad.

La leche posterior al calostro aparecerá a los tres o cuatro días luego del nacimiento de tu bebé.

A medida que tu embarazo va creciendo y el peso se vuelve mayor, aparecen con más frecuencia los dolores de espalda, de pelvis y de pies.

Para tolerar mejor estos síntomas es conveniente utilizar calzado cómodo chato, incluso es probable que requieras un cambio en el número de tu calzado al aumentar las dimensiones de tu pies. También es recomendable disfrutar unos masajes de espalda y de pies que te ayudarán a relajarte.

Tu bebé en las 26 semanas de embarazo

Tu bebé pesa alrededor de 900 gramos y el aumento de los depósitos de grasa en su organismo, paralelamente al crecimiento de los órganos ya desarrollados, le brinda un aspecto menos delgado y más proporcionado.

En cuanto al desarrollo de sus sentidos, estos se van haciendo cada vez más agudos, pudiendo actualmente reaccionar, por ejemplo, a la luz.

Sus pulmones comienzan a secretar surfactante que es una sustancia esencial para que los pulmones puedan expandirse. Este fenómeno es uno de los pilares más importantes en la maduración intrauterina ya que es vital para la respiración si llegara a nacer en esta semana adelantándose a su mejor estadio. No obstante esto, aún no es la mejor época para el parto.

continúa acumulando capas de grasa por debajo de su piel a modo de “depósito de seguridad”. La piel se vuelve más lisa.

Te puede interesar